jueves, 12 de junio de 2014

Lluvia

Semana triste en la ciudad de Buenos Aires.
Lluvia, humedad, frío.
Días para cucharear, diría una gorda solitaria (claro, como yo).
Se me fue medio al choto la entrada, acostumbrada a intentar escribir lo más poético que pueda..
Pero bueno, la lluvia cae, sin importar si estamos apurados, si no nos abrigamos, si tenemos una campera para nada impermeable, no le importa, cae sobre todos.
Cosas que molestan, en semanas como esta:
El frío molesta o en mi caso gusta, pero con la lluvia te la regalo. Además esta todo tan para la mierda con los cambios climáticos, la atmósfera, y esas cosas que viven culpando al hombre pero nadie hace nada al respecto, que salís a la mañana temprano cagada de frío, con ganas de ir con las frazadas, o con tu cama mejor dicho, a la escuela. Te vas abrigada hasta la nuca, pero después, a eso de las 10/11 sale el sol, y al mediodía ya esta "lindo", pero tan lindo que no sabes donde mierda meterte todo el abrigo que te llevaste. Entonces al otro día decís "me la banco, me hago fuerte y me voy tranqui", deseas que el colectivo venga rápido, nunca lo hace (obvio), además que la gente forra no se compra autos y los bondis llegan llenos, y por más que estés sola en la parada NO TE PARAN, entonces te cagaste resfriando sólo porque creíste que a la tarde iba a estar "pasable", pero no, te equivocas, el frío sigue y llegaste a tu casa resfriada, con anginas y todas esas enfermedades raras que siempre te agarras en otoño/invierno.
Las zapatillas, las medias, por favor, primero las vans patinan un montón y si no te caes tenes suerte, las convers también, no me quiero imaginar la gente que usa zapatos.. Pisar un charco es feo, y que el boludo de al lado pise una baldosa floja mucho peor, ah no, lo peor de todo es ese auto que pasa por un bache lleno de agua y se forme una ola, bah, qué ola, un tsunami y te empapas hasta la bombacha, sí esa fea que usas porque no cojes hace mil años y "fue la primera que encontraste", la que grita "8 años".
La humedad se hace insoportable. Caminar por las calles también. Toda esa gente usando paraguas, mientras caminan abajo de los techitos que deberían ser prioridad de los que no usamos paraguas, hace que lleguemos de mal humor y mojados a cualquier lado. Ese no pensar en el projimo da bronca, move el orto para el otro lado con tu paraguas de mierda, que casi me olvido, casi me sacas un ojo con tu torpeza, y dejame intentar no mojarme. Yo no uso paraguas porque sinceramente no sé usarlos, además es un quilombo que quede todo mojado, entrar a algún lugar y además del agua que tenes encima, la del paraguas también cuente.
Y lo peor es el pelo, horrible, chorrear agua, un asco.
Pero bueno, aunque merite mucho este tiempo a dormir y a bajoniar, no, escucha música y arriba. Vienen los Arctic y eso es suficiente para seguir bancando un tiempo más.